La historia de un DSP

Hace algunos días vimos en LinkedIn un artículo que nos llamó la atención. Se trataba de la historia de Shawn Riegsecker, probablemente uno de los genios y fundadores de la tecnología publicitaria tal y como la conocemos ahora, el creador de Centro. Aunque… en realidad, él nunca esperó que su carrera fuese a tomar un camino tan exitoso. Compartimos hoy su historia y como consecuencia, los motivos que han llevado también a Placebo Media hasta aquí.

Riegsecker fundó Centro en 2001 para automatizar el trabajo manual necesario para planificar y comprar anuncios digitales a nivel local. Tras años de desarrollo, desechó y rediseñó la plataforma para lograr la mejor publicidad programática. Diecisiete años después sigue con esa misma tarea.

«Mi objetivo nunca fue ser un empresario en serie», dice. «Quería construir una empresa que fuera sostenible. Pero si alguien me hubiese dicho cuando comencé que estaría allí 17 años más tarde … y lo mejor, que continuaría divirtiéndome, no lo creería».

«Local fue la parte más difícil, más complicada y más fragmentada de la industria. Sentí que, si pudiéramos automatizar a nivel local, podríamos automatizarlo todo», aseguró.

Pero en su empeño en la orientación hacia la automatización, Centro no tuvo en cuenta el auge de la programática.

«En 2012 estábamos listos para lanzar nuestro software, pero, francamente, se construyó de acuerdo con el aspecto de la industria siete años antes», recuerda Riegsecker.

Decidió empezar de nuevo. La compañía recaudó dinero y adquirió el DSP SiteScout, con sede en Toronto, que se convirtió en el núcleo de su capacidad programática.

«Sabíamos que este desarrollo nos llevaría por lo menos tres años, que acabaron por convertirse en cuatro», afirmaba. «La remodelación probablemente estuvo por encima de los 50 millones, sin un solo dólar de ingresos, lo que, obviamente, no facilitaba las cosas con la junta directiva, los inversores y por supuesto, los plazos».

En el futuro, lo que marcará la diferencia de Centro con el resto de empresas del sector, será su soporte para todos los modos de compra de medios, según Riegsecker.

«Para mí un DSP es solo una herramienta. Es un martillo «, asegura. «Si el rendimiento de DSP es bueno o no, se dice tanto sobre las personas que están detrás de él como sobre la herramienta».

«Dentro de dos años, no creo que exista el concepto de un equipo programático de compra de medios por separado. Tener la capacidad de consolidar de cuatro a siete plataformas en una sola es la principal diferencia con respecto a nuestra competencia».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres recibir nuestra newslestter?

Suscríbete