Tú también trabajarás en un coworking

Desde hace algunos años en Placebo Media apostamos por el talento y en pocos sitios hay más talento que en un coworking. En nuestro caso, el enclave no podía ser mejor La Real Fábrica de Tapices, en LOOM HOUSE. Tradición en el cuidado y restauración de tapices con siglos de antigüedad y la compra programática, una de las herramientas más modernas de la industria de la publicidad digital, conviven de forma feliz aquí.

Pero vayamos al grano. La proliferación de coworkings no solo en España sino en cualquier rincón del mundo, ha llevado a la elaboración de estudios que afirman que, en 2033, todo el mundo trabajará en uno.

Según Ben Nachoom, CEO de OneCoWork, existen cinco razones por las que, los coworking, son las oficinas del futuro:

Notable aumento de la productividad

Las empresas experimentan un aumento de los ingresos cuando se mudan a trabajar a un coworking. Según un estudio de la consultora CBRE, la Universidad Politécnica de Madrid y la Universidad de Keio (Japón), trabajar en un entorno atractivo aumenta la productividad hasta un 49 %. El motivo es curioso, desciende el absentismo y aparecen notables mejoras en la salud. Según una encuesta de Deskmag 2017, los miembros de espacios de coworking experimentaron menos dolores de espalda, cabeza y problemas de estrés que los que trabajaban en oficinas al uso.

Beneficios estéticos

Los espacios de coworking hacen que las personas se sientan más creativas ya que suelen ser lugares con los techos más altos, plantas u otros elementos naturales.

Creando Comunidad y redes de trabajo

Somos seres sociales sí que cuando sentimos que formamos parte de una Comunidad, implica relacionarnos con personas que nada tienen que ver con nuestro trabajo, pero con la que podemos mantener conversaciones muy enriquecedoras desde muchos puntos de vista que se convierten en algo fascinante.

Los vínculos entre las personas que trabajan en un coworking además permiten el establecimiento de nuevas colaboraciones, nuevos clientes y cómo no, nuevas ideas. La misma encuesta de Deskmag 2017, aseguraba que, el 71% de los miembros de un coworking, colaboraron con otros miembros, el 11% de los cuales formó una nueva empresa o negocio.

“Starutpeando”

Antes o después las grandes empresas se pasarán al coworking. En Estados Unidos, grandes firmas como Facebook, Microsoft o Verizon ya han trasladado parte de su trabajo a espacios de coworking; en Europa, Airbus, Bosch o KPMG también han comenzado con esa transición; en España, IBM, Banco Santander, N26 o Spotify han comenzado a apostar también por el coworking. El motivo: las personas se parecen a las personas con las que comparten espacio y tiempo; lo que se llama familiarmente como “El efecto startup”.

Si las grandes empresas pasan más tiempo interactuando con las startups se podrán beneficiar de su forma de desenvolverse a la hora de enfocar su trabajo. “Andrew AG Mattar y Paul L. Gribble llevaron a cabo experimentos que descubrieron que cuando observamos las acciones de otros, activamos los mismos circuitos neuronales responsables de la planificación y ejecución en nuestras propias acciones. En otras palabras, aprendemos a través de la observación”, asegura Ben Nochoom.

Desarrollo del talento

El talento es una de las características principales de los trabajadores que se pueden encontrar en un coworking. Según las estadísticas, el 43% de la población trabajadora en Estados Unidos será freelance el próximo año, lo que significa que las empresas deben estar abiertas a colaborar con profesionales que trabajan de forma independiente, con un alto potencial y una enorme red de contactos.

En España según un informe de la consultora DEGW, los trabajadores españoles pasan un 30 % de su horario laboral en su puesto de trabajo; otro 30 % en reuniones, formaciones, etc.; y el 40 % en visitas, viajes, teletrabajo, etc. Esto provoca que las empresas necesiten más flexibilidad en sus espacios de trabajo.

Sin duda una nueva forma de entender las relaciones laborales que genera grandes beneficios no solo a nivel empresarial sino personal. ¿Te unes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres recibir nuestra newslestter?

Suscríbete